Cómo elegir palabras clave tras las actualizaciones de Google

Cada vez que hablamos de las actualizaciones de Google, algo muy frecuente en los dos últimos años, llegamos a la misma conclusión: el contenido es lo que prima y debemos tener mucho cuidado y paciencia a la hora de conseguir enlaces hacia nuestra página.
Cierto. De momento es una conclusión que no se puede discutir. Pero centrándonos única y exclusivamente en ella puede que estemos descuidando otros aspectos importantes que también han sufrido cambios tras las actualizaciones de Google y que no deberíamos dejar a un lado.

Hoy queremos hablar de la forma de definir las palabras clave más importantes para nuestra página. Ahora debemos utilizar nuevas técnicas para encontrar las que más nos convienen para conseguir nuestros objetivos. ¿Qué palabras traerán más tráfico a nuestra página? ¿Cuáles son esas palabras de las que me puedo beneficiar y que mi competencia ha pasado por alto? ¿Cómo puedo conseguir mejores resultados?

Optimizar el proceso de búsqueda de palabras clave se puede resumir en cuatro pasos.

1. Olvídate de Google para gustar a Google.

La herramienta Google Keyword Planner sirve de gran ayuda pero no deja de ser una herramienta que se basa en asociaciones y que no puede pensar como una persona. Para conseguir un listado de palabras relacionadas con nuestro negocio que pueda atraer tráfico a nuestra página Web debemos utilizar nuestra principal ventaja ante Google: pensar como personas.

Una vez que tengamos claras las palabras más importantes relacionadas con nuestro negocio, debemos tener en cuenta qué otras palabras o conceptos nos vienen a la mente cuando pensamos en ellas.

Por ejemplo, si buscamos palabras adecuadas para nuestro negocio de belleza y una de ellas es cosméticos, debemos tener en cuenta también los conceptos que automáticamente asociamos con esta palabra, que serían base de maquillaje, sombra de ojos, pintalabios, máscara de pestañas, etc.

Una vez que tenemos claras todas las opciones y asociaciones que nuestra mente humana hace a partir de estos conceptos, es el momento de volver a usar la ayuda de Google (y su competencia). ¿Quién conoce mejor las asociaciones que hace Google frente a una palabra? La respuesta es Google, ¿no? Entonces, ¿por qué no usar esta ventaja?

Ha llegado, entonces, el momento de ampliar nuestras palabras y conceptos aprovechando las búsquedas relacionadas que nos propone Google y también las propuestas que nos hace para completar nuestra búsqueda con el texto predictivo.

Siguiendo con el ejemplo anterior vemos que al buscar cosméticos en Google nos propone nuevas búsquedas utilizando las palabras cosméticos online, base de maquillaje para pieles grasas, base de maquillaje buena, sombra de ojos ahumada, sombra de ojos para ojos Marrones, máscara de pestañas permanente o máscara de pestañas waterproof.

Sugerencias de Google

Completaremos nuestro listado realizando búsquedas también en Bing y Yahoo, visitando foros en los que hablen sobre alguno de los conceptos que tienes en mente, consultando diccionarios que te pueden aportar sinónimos y aprovecha las categorías de Wikipedia y los listados que ofrece de artículos relacionados.

Para conseguir un listado mucho más completo, debemos visitar las páginas y los blogs de nuestros competidores para ver qué palabras están utilizando ellos. Con un vistazo rápido a sus páginas veremos también si nuestra competencia está empleando una táctica asociativa para crear su listado de palabras claveo si se está limitando a nutrirse de los resultados de Google Keyword Planner.

2. Utiliza más de una herramienta para crear tu listado

Es mucho más fácil y rápido utilizar una única herramienta para crear nuestro listado de palabras clave. Aún más si utilizamos Google Keyword Planner, con la confianza que nos da estar utilizando una herramienta de Google que nos hace pensar que sus propuestas serán las más adecuadas para nuestra estrategia.

Pero lo complicado suele tener más interés y, normalmente, mejores resultados. Aprovecha la gran cantidad de herramientas que hay ahora en el mercado, muchas de ellas gratuitas, para conseguir más resultados. SEMrush, Google Trends, Übbersuggest y Wordstream son solo algunas de las herramientas que nos pueden ayudar en nuestra búsqueda de palabras clave.

3. Elige las palabras que te generarán beneficios

Ya tenemos un listado muy completo de palabras y conceptos relacionados con nuestro negocio. Ahora hay que elegir aquellas que nos traerán más tráfico a nuestra página Web y, por lo tanto, beneficios económicos.

Para no perder de vista a Google y hacer un guiño a Hummingbird, debemos fijarnos en palabras long tail. Hay que tener en cuenta que seguramente tengan menor volumen de búsqueda pero serán más competitivas, ayudarán también a las palabras más cortas que se incluyen dentro de la combinación de palabras, será más fácil que conviertan y son perfectas para nichos muy competitivos.

Los ejemplos anteriores encajan perfectamente en este punto: base de maquillaje para pieles grasas, sombra de ojos para ojos marrones, máscara de pestañas permanente…

Tampoco podemos perder de vista nuestro propio negocio, así que debemos dar rienda suelta a nuestro perfil más comercial para centrarnos en aquellas palabras que atraigan a nuestros compradores y dejar de lado aquellas con mucho volumen de búsqueda pero que no atrae a aquellos que realmente queremos atraer. Debemos ser realistas, nuestra última intención no es conseguir tráfico, nuestra última intención es atraer compradores.

En este caso debemos combinar las palabras relacionadas con nuestro negocio con otras como comprar, oferta, gastos de envío, barato, comparativa o productos concretos para encontrar la combinación perfecta.

Siguiendo con nuestro ejemplo de productos cosméticos, las combinaciones perfectas para llamar la atención de usuarios dispuestos a comprar podrían ser: oferta máscara de pestañas, sobra de ojos barata, comparativa pintalabios permanentes, gloss L’Oreal Paris…

Una forma de saber qué palabra será más competitiva y nos traerá más visitas dispuestas a convertir a nuestra página puede ser tener en cuenta los datos de coste por clic de Google Adwords. Las palabras cuyo coste por clic sea más alto serán aquellas con las que se podrá conseguir mejores resultados.

4. Analiza a fondo tu competencia

Debemos tener claro a quién nos enfrentamos para establecer la mejor estrategia encaminada a superar en rankings a nuestra competencia directa. Cuanto mejor lo esté haciendo nuestra competencia, cuanto más en cuenta tenga el SEO, más dura será la batalla.

Para esto debemos analizar el perfil de enlaces de nuestros competidores, si tiene muchos enlaces y además de calidad, quiere decir que está llevando a cabo una buena estrategia de linkbuilding; debemos analizar su página para conocer el trabajo on-page que están realizando; debemos fijarnos en el tipo de contenido que está creando, no solo para su página, también el contenido que generan externamente; por último, para tener una visión general del trabajo que realiza nuestra competencia, debemos tener en cuenta la antigüedad del dominio, la autoridad de dominio que tiene según Moz y su actividad en redes sociales.

El estudio de la competencia no sólo nos mostrará el tipo de rival al que nos enfrentamos, también nos dará indicios sobre las palabras clave que están utilizando y quizá pistas para ampliar nuestro propio listado.

Ahora ya estamos preparados y sabemos qué palabras clave queremos utilizar para atraer clientes potenciales a nuestra página, así que no debemos olvidar optimizar nuestra página con las palabras clave elegidas. No es necesario que en cada una de las secciones de la página se repita una y mil veces la palabra clave elegida. Debemos mencionarla de vez en cuando, cambiar el orden e incluso introducir alguna variación o utilizar versiones más cortas. Lo necesario para que Google y el usuario sepan de qué trata esa página, pero sin parecer desesperado.

También te podría gustar...

3 Respuestas

  1. En serio desde que el Keyword tool pasó a mejor vida, cualquier estrategia es válida jaja

    Gracias por estos tips, a aplicarlos 😉

  1. 7 julio, 2014

    […] estas palabras requiere sentido común, trabajo y la ayuda de algunas herramientas. En ocasiones la elección de las palabras clave llevará tiempo, pero es imprescindible ser minucioso para evitar trabajar palabras poco adecuadas […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *