Qué es un mockup y para qué sirve

Si te estás preguntando qué es un mockup, has llegado al lugar adecuado. Vamos a procurar explicarte que es este concepto que tanto se escucha a día de hoy, para que puedas aplicarlo en tu negocio y obtengas todos sus beneficios.

Seguro que cuando te contemos qué es un mockup en diseño web, inmediatamente pensarás que ya lo sabías, pero lo cierto es que, esta práctica, aún no tenía nombre en tu cabeza. ¡Empezamos!

¿Qué es un mockup?

Un mockup no es más que un montaje que realizan los diseñadores gráficos y diseñadores web, para mostrar a sus clientes cómo quedarán sus diseños impresos en alguna superficie. Es decir, imagina que el cliente pide el diseño de un logotipo, y antes de entregar el proyecto al cliente se le hace una simulación que permite ver el logotipo plasmado en una tarjeta de visita, en un documento, en una camiseta, entre otros formatos.

De esta forma el cliente tiene una idea más aproximada de cómo se vería su diseño al cambiar de formato, y si hablamos de beneficios, solo tendríamos que pensar en todo el dinero que podría ahorrarse el cliente en impresión y montaje. Piénsalo, si el cliente recibe, por ejemplo, el mockup de sus tarjetas de visita y no le gusta el resultado, no las mandará a imprimir hasta que le convenza. Ahorrándose un disgusto y dinero invertido.

En qué te puede ayudar un mockup a la hora de diseñar tu web

Como hemos mencionado más arriba, los mockups también nos sirven para hacernos una idea aproximada de cómo quedaría una web montada. En el caso de que los clientes no estén seguros de contratar los servicios de un diseñador o no, con esta prueba verán su imagen de una forma real y visionaria y puede que esto sea crucial para la contratación del diseñador.

Ahora bien, en este punto debemos hablar de ventajas, puesto que son las que determinarán que un diseñador emplee en su rutina estos mockups; y, por tanto, las que conseguirán que los clientes también reciban ciertos beneficios.

Permite ahorrar gastos al diseñador

Como te explicábamos antes, la realización de mockups permite ahorrar gastos tanto para el diseñador como para el cliente. En el caso del diseñador, al realizar esta plantilla en un programa externo a la web del cliente (que suele conocer), el proceso suele ser sencillo y rápido. Teniendo en cuenta que al trabajar sobre la web directamente el proceso es más costoso en función del tiempo y esfuerzo, al presentar la plantilla, si esta no convence al cliente, el diseñador no habrá perdido su tiempo, y esto significa no haber perdido su dinero.

El cliente también ahorra gastos

Para explicar el caso de los beneficios hacia el cliente pondremos un ejemplo. Imagina que un cliente se encuentra con un diseñador y le encarga el diseño de toda su web corporativa. A la realización de este mockup, el cliente ya sabe qué aspecto tendrá su web, y ya sabe cómo es el estilo del diseñador. Si este no le gustase, podrá echarse atrás, sin haber perdido su dinero.

Ayudan a ver la realidad

No es lo mismo ver que un estilo no encaja al finalizar el proyecto, que verlo justo al principio, cuando ni siquiera se ha comenzado la colaboración. Los mockups permiten ver la realidad sin meterse de lleno en el proyecto. Además, viendo esta realidad, el cliente ya puede hacerse a la idea de lo que va a obtener, y puede ir trabajando en otros aspectos de su negocio acorde con lo que el diseñador va a preparar en su página web. Es decir, también existe un ahorro considerable de tiempo al poder empezar con otros proyectos a la vez que el diseñador está trabajando en la web.

La revisión y adaptación del proyecto es más rápida

Cuando se realiza un mockup, el riesgo de que el resultado final no agrade al cliente es mínimo. De hecho, antes de adentrarse en el proyecto web, el diseñador creará tantos mockups cómo demande su cliente, con los cambios que él considere. Por lo tanto, el resultado final siempre es fiel a lo que el cliente tenía en mente.

La decisión de compra se acelera

Otro beneficio a tener en cuenta es que cuando se quiere contratar un servicio de diseño web, los clientes comparan y miran miles de opciones, hasta toparse con algún ejemplo que se adecue a lo que ellos quieren. Si los diseñadores incorporan a su portfolio estos mockups de sus proyectos anteriores, los clientes tendrán mucho más sencillo tomar una decisión de contratación.

Ahora que ya sabes qué es un mockup, seguro que la decisión de contratar o no un diseñador para tu web, no se te hace tan cuesta arriba. Eso sí, ten en cuenta que un mockup de identidad de marca no es lo mismo que un mockup en diseño web, aunque ambos permiten materializar los proyectos.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *