Top of mind: consiguiendo que tu marca se posicione

Si hay algo importante en la vida de una marca, es el posicionamiento que ocupa en la mente de los consumidores, concretamente, en aquellos que son susceptibles de comprar el producto o servicio que ofrece. Para una marca, ser top of mind es uno de los principales objetivos.

Son muchas las marcas que invierten a lo largo del tiempo en lograrlo, pero ¿qué es exactamente top of mind?

Qué es top of mind

Si te estás preguntando qué significa top of mind, se trata de un término inglés que hace referencia a la marca o producto que viene a la mente del consumidor cuando piensa en una industria, producto o categoría de productos concretos.

También conocido como primera mención, se caracteriza por ser la marca mejor posicionada en la mente del consumidor, por lo que se convierte también, en la que con mayor probabilidad compre.

Por ejemplo:

Son muchas las personas que cuando piensan en refrescos con gas, les viene a la mente la marca de Coca-Cola. Esto se produce de forma inmediata, sin pensar siquiera. Cuando se piensa en este tipo de producto, la marca top of mind, es la marca que se posiciona en primer lugar en nuestra mente.

Posicionar una marca en esta posición, ofrece una ventaja muy clara ante cualquier competidor del mismo sector. Gracias a la fuerte presencia, será mucho más sencillo extender los productos o servicios entre el público objetivo.

Otras ventajas de estar en el top of mind de un consumidor son garantizar la fidelidad de los clientes y conseguir que el lanzamiento de un producto nuevo sea, casi con seguridad, todo un éxito.

Además, es posible posicionarse en primer lugar en la mente de un consumidor incluso aunque este no haya comprado nunca el producto o servicio. Esto es factible gracias a diferentes acciones, como la publicidad.

Cómo conseguir ser una empresa top of mind

Gracias al top of mind marketing, lograrás posicionar tu marca o empresa en un lugar privilegiado de la mente del consumidor.

Invierte en branding

Si hay algo imprescindible para conseguirlo es invertir en branding. El branding es el proceso de construcción de una marca. Con él, se busca dar a conocer todas las cualidades y valores que tiene, para dar la mejor visión de la misma a los consumidores.

El objetivo principal del branding es hacer que la marca se vuelva conocida, creando una imagen positiva en la mente del consumidor.

El branding es la mejor forma de gestionar las diferentes estrategias de marca de una empresa. Debe crearse un plan de marketing a largo plazo, donde se especifique qué acciones se van a realizar. Esto pasa por diseñar los mensajes de la marca, así como por la creación de una imagen y un lenguaje de marca.

Ten contacto permanente con tus clientes

El contacto con el cliente es importante para lograr posicionarse en primer lugar en su mente. Es por ello que es fundamental, durante el proceso de venta, conocer cuáles son los puntos de contacto con el cliente. Esto es cualquier momento en el que un posible cliente entra en contacto con tu marca.

Escuchar al cliente es una de las claves del éxito para lograr su fidelización. Para conseguirlo, conoce sus necesidades y trata siempre de satisfacerlas. Un cliente satisfecho es un cliente feliz, que hará que tus ingresos y clientes se incrementen.

Crea contenidos de calidad

La comunicación de una firma no debe hacerse de cualquier manera, por lo que también es importante que se reflexione acerca de cómo se va a comunicar la marca, puesto que según el canal que se elija (televisión, redes sociales, publicidad online) deberá de hacerse de una forma u otra.

Sea cual sea el canal elegido, es imprescindible que el contenido que se cree sea de calidad, tanto para atraer nuevos consumidores, como para que los clientes actuales se sientan identificados.

Es importante que el contenido sea único, atractivo para nuestros clientes, además de que esté totalmente alineado con el objetivo del negocio.

Trabaja las relaciones públicas y el networking

Las relaciones públicas o el networking, pueden aumentar considerablemente la posibilidad de conseguir clientes, con el objetivo de aumentar las ventas de nuestro producto o servicio.

El networking reside en la creación de una red de contactos, con el objetivo de establecer relaciones de negocio y gracias a ella conseguir beneficios laborales o empresariales.

Si se realiza bien, puede ser una gran fuente de recomendaciones, ayudando así tanto al aumento de ventas como al incremento de la cartera de clientes.

 

Ser top of mind requiere de una estrategia clara, pero es una de las formas más valiosas para estar presente en la mente de los consumidores. Gracias a estos consejos y al trabajo a largo plazo, posicionarse en primer lugar en la mente del cliente resultará mucho más fácil.

 

En SEOestudios queremos ayudar a tu marca a mejorar su posicionamiento SEO y top of mind. ¡Ponte en contacto con nosotros y elaboraremos una estrategia a tu medida!

También te podría gustar...

1 respuesta

  1. industriaict dice:

    Su blog es muy informativo. Este es un artículo muy bien articulado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *